Tipos de anticonceptivos

Los anticonceptivos son métodos que sirven para inhibir o disminuir el potencial de fecundación de una mujer fértil que mantiene una vida sexual activa con relaciones de tipo heterosexual (hombre-mujer) y que incluyen la penetración vaginal. Los métodos anticonceptivos se utilizan fundamentalmente para evitar embarazos indeseados pero también hay métodos como lo es el preservativo o condón que sirven para evitar el contagio de enfermedades de transmisión sexual.

Los métodos anticonceptivos se dividen en 5 grandes grupos aunque dependiendo del autor consultado puede haber algunos otros grupos o subgrupos distintos.

MÉTODOS NATURALES:

En este método las mujeres que lo practican tratan de mantener relaciones sexuales dentro de las fases infértiles de su ciclo menstrual; es decir solo mantienes relaciones sexuales días antes y después de la ovulación pero jamás durante el periodo ovulatorio. Otra expresión de un anticonceptivo natural es el llamado coito interrumpido que consiste en tener relaciones sexuales en cualquier momento pero en el que el hombre no debe eyacular dentro de la mujer. Aunque ambas formas de relaciones sexuales pueden servir con un mínimo de garantía para evitar embarazos no deseados resultan poco recomendables ya que no garantizan la protección contra enfermedades de transmisión sexual.
VASECTOMÍA: Operación quirúrgica que consiste en seccionar los conductos deferentes, tejidos en forma de arterias, por los que circulan los espermatozoides que podrían fecundar a cualquier mujer. Después de realizada la operación, los espermatozoides ya no son desechados por el cuerpo sino que simplemente son reabsorbidos por él.
LIGADURA DE TROMPAS: Una intervención quirúrgica que consiste en ligar las trompas de Falopio para no permitir que los óvulos puedan implantarse en el útero.

MÉTODOS HORMONALES Y QUÍMICOS:

En este tipo de métodos las mujeres deben administrarse ciertas dosis de hormonas o una prescripción química para inhibir la fecundación. Los más comunes son:
ANILLO VAGINAL: Es un anillo que se coloca vía vaginal y que cada día libera pequeñas dosis de hormonas que evitan la fecundación del óvulo.
PÍLDORAS ANTICONCEPTIVAS: Se administran oralmente y tienen el mismo efecto que cualquier método hormonal, es decir inhiben la fecundación.
PARCHES ANTICONCEPTIVOS: Un parche similar al anillo ya que también libera cierta cantidad de hormonas automáticamente.
MÉTODO HORNOMAL INYECTABLE: Consiste en una inyección que contiene estrógenos y progestina se debe aplicar bajo estricta supervisión ya que necesita aplicarse en periodos exactos de lo contrario su nivel de eficacia se ve comprometido.
SUPRESOR DE REGLA: Se trata de un tratamiento hormonal que suprime totalmente la regla, igualmente necesita ser aplicado por un especialista ya que de lo contrario puede tener consecuencias colaterales.

ANTINCONCEPTIVOS QUÍMICOS:

ESPERMICIDA: Es un anticonceptivo que comúnmente viene en presentación de aerosol, crema, tabletas vaginales y películas vaginales solubles. Contienen nonoxinol-9 que destruye a los espermatozoides.
DISPOSITIVO INTRAUTERINO DIU: Es un dispositivo sanitario que funciona colocándose al interior del útero y que tiene como finalidad evitar la fecundación. Tiene una eficacia del 98% y una única aplicación dura por hasta 5 años.

MÉTODOS DE BARRERA:

Son métodos anticonceptivos que impiden el contacto entre las mucosas por lo cual además de evitar los embarazos, impiden el contagio de enfermedades de transmisión sexual. Hay tanto masculinos como femeninos y son:
CONDÓN MASCULINO: Son los anticonceptivos más comunes debido a su eficacia y seguridad, están fabricados en materiales hipo alergénicos y para una mayor eficacia la mayoría está cubierto por espermicida.
CONDÓN FEMENINO: Son recubrimientos de materiales sanitarios que se introducen en la vagina antes de la penetración y que sirven para impedir que los espermatozoides lleguen al útero así como evitar el contagio de enfermedades de transmisión sexual.
DIAFRAGMA: Es una circunferencia de goma que se coloca en el cuello del útero y limita el ascenso de los espermatozoides durante la penetración.  Este método no sirve para evitar el contagio de enfermedades de transmisión sexual.

MÉTODOS DE EMERGENCIA:

Como su nombre lo indica estos métodos anticonceptivos se utilizan después de las relaciones sexuales y tienen como finalidad evitar la fecundación de manera abortiva. Básicamente se trata de píldoras que pueden ser ingeridas o bien aplicadas vía vaginal y que si bien es cierto sirven para evitar el embarazo no deseado no evitan el contagio de ninguna enfermedad de transmisión sexual.

ESCRIBE UN COMENTARIO