Ejemplos de discurso directo y discurso indirecto

El discurso directo es la forma de referir textualmente un mensaje. Se marca con línea de diálogo o con comillas.
El discurso indirecto es la introducción de la voz del personaje en un texto pero con algunos cambios, ya que se refiere al discurso ajeno de forma directa.

Ejemplos de discurso directo y discurso indirecto

DISCURSO DIRECTO:
Ella sonrió, besó la boca de la botella de cerveza para humedecer sus labios y respondió:
– Yo vengo sola ¿y tú?

DISCURSO INDIRECTO:
Ella sonrió, besó la boca de la botella de cerveza para humedecer sus labios y le dijo que venía sola mientras le preguntaba si él también.

DISCURSO DIRECTO:
Él abrió su correo esa mañana para encontrar la duodécima carta de algún editor; no sabía su nombre ni quería saberlo; en este punto eso había dejado de tener importancia; otra vez eran las mismas palabras; siempre las mismas palabras, siempre las mismas conclusiones:
“Estimado señor John Doe, después de valorar su trabajo hemos llegado a la conclusión de que no es lo que buscamos en estos momentos; pero ya tenemos sus datos y quizá…”

DISCURSO INDIRECTO:
Él abrió su correo esa mañana para encontrar la duodécima carta de algún editor; no sabía su nombre ni quería saberlo; en este punto eso había dejado de tener importancia; otra vez eran las mismas palabras; siempre las mismas palabras, siempre las mismas conclusiones:
Una vez más rechazaron su trabajo porque  no era lo que buscaban; pero quizá después; quizá…

DISCURSO DIRECTO
Ella le dijo un mes antes: “es la última vez que me tocas” y lo cumplió; el arma humeante entre sus manos lo sabía, esta noche ella había cumplido su promesa.

DISCURSO INDIRECTO
Ella le dijo un mes antes que esa era la última vez que la tocaba y lo cumplió; el arma humeante entre sus manos lo sabía, esta noche ella había cumplido su promesa.